Menú principal
Cajas acústicas Wilson Audio WAMM Master Chronosonic
Novedades

Cajas acústicas Wilson Audio WAMM Master Chronosonic

Se puede decir que esta reflexión del mítico Enzo Ferrari, fundador de la legendaria marca de automóviles del Cavallino Rampante, “Si puedes soñar algo, puedes hacerlo”, ha guiado la trayectoria de Dave Wilson desde que fundó Wilson Audio. En este caso, la pasión es por la música y su perfecta reproducción en el hogar, pero el concepto es el mismo, porque Dave Wilson ha dedicado la mejor parte de su vida a la difícil y exigente tarea de convertir sus imposiblemente ambiciosos sueños en creaciones físicas extraordinarias. Y ha creado productos como los Wilson Audio WAMM Master Chronosonic.

Ya desde el principio se hizo esta pregunta: ¿Por qué algunos transductores suenan más como el acontecimiento en directo mientras que otros suenan como simples cajas acústicas? ¿Qué es lo que hace que ciertas combinaciones de altavoces, materiales del recinto e incluso la disposición geométrica de dichos altavoces produzca una verosimilitud intelectual y emocionalmente convincente con la música en directo?

A principios de la década de los 70’ del siglo pasado, Dave Wilson, científico natural de formación, empezó a comprender la importancia del dominio del tiempo, en concreto su relación con la propagación de transitorios en altavoces individuales. Descubrió que incluso pequeños errores en el alineamiento de los altavoces con respecto al oyente provocaban degradaciones obvias en la calidad sonora. Estos descubrimientos tuvieron como resultado una patente para conjuntos de altavoces con retardo de propagación ajustable, así como un método para medir la distorsión en el dominio del tiempo. El primer producto comercial de Wilson Audio, el “supersistema” –formado por dos bloques de altavoces para cada canal- WAMM (“Wilson Audio Modular Monitor”) fue la manifestación física de las teorías de Dave Wilson.

Módulos

El WAMM era un sistema de altavoces formado por varios módulos (cada uno de los cuales podía ajustarse físicamente con respecto a los demás en el dominio del tiempo), cuyas excepcionales cualidades sonoras marcaron un punto de inflexión en el mundo del audio High End. Ahora, casi cuatro décadas después de la presentación en sociedad del sistema WAMM original (se comercializaron un total de siete versiones), y con una experiencia, unas instalaciones, una tecnología y un equipo humano únicos, Wilson Audio acaba de anunciar el lanzamiento al mercado de su obra maestra suprema, fruto de un proyecto de investigación y desarrollo de cinco años de duración: la WAMM Master Chronosonic.

Con una presencia absolutamente espectacular pese a estar formada por dos bloques en vez de los cuatro del modelo original y unos niveles de exclusividad sin precedentes –sólo se fabricarán 70 parejas para todo el mundo-, la nueva referencia absoluta de Wilson Audio lleva hasta unos niveles previamente imposibles de imaginar las ideas de Dave Wilson sobre lo que significa la reproducción de la música a tamaño real en un espacio doméstico. No cabe ninguna duda de que el elemento diferenciador clave de la nueva WAMM y el factor fundamental de su excepcional musicalidad es el imponente “Master Chronosonic Adjustable Array”, una agrupación modular de transductores capaz de alcanzar unos niveles de precisión sin precedentes en los ajustes en el dominio del tiempo que pueden efectuarse en los diferentes “subrecintos” independientes que la constituyen. Un aspecto fundamental de esta capacidad literalmente quirúrgica para establecer las relaciones de fase inherentes a una percepción sonora equivalente al del mejor directo es la preservación de la rigidez de los elementos móviles. Así, la estructura que soporta los módulos de agudos y la zona alta de la gama media está construida en una combinación única de aluminio y el compuesto más reciente de Wilson Audio, conocido como “material W”. Por otro lado, los módulos frontales no interfieren en ningún momento con partes de aluminio, sino con una subestructura de material W que garantiza un comportamiento extraordinario en términos de control de las resonancias.

Ingeniería de los altavoces

En lo que concierne a los altavoces propiamente dichos, el equipo de ingenieros de Wilson Audio también evaluó todas las opciones posibles, con el fin de alcanzar las más altas cotas de excelencia sonora imaginables. Así, en el altavoz de agudos frontal se utiliza la versión “Mark V” del reputado “Convergent Synergy Tweeter”, desarrollada específicamente para la nueva WAMM, mientras que para la zona media se recurre a una solución que podemos encontrar en el modelo Alexx (del que es importante señalar que se desarrolló en paralelo a la WAMM Master Chronosonic): el uso de transductores dedicados para las zonas media/baja y media alta, dispuestos alrededor del tweeter antes citado en la particular interpretación de la configuración M-T-M (“Midrange-Tweeter-Midrange”) de Wilson Audio. Cada uno de estos altavoces está montado en un módulo separado, configurando la totalidad del conjunto el antes mencionado “Master Chronosonic Adjustable Array”. En lo que respecta a la zona baja, la combinación de dos altavoces desarrollados específicamente para ello con las particulares características del recinto empleado (profundidad, robustez, capacidad para absorber vibraciones) y el carácter “móvil” del exclusivo puerto bass-reflex rectangular “Cross-Load Firing” o XLF, hace posible que la WAMM Master Chronosonic pueda reproducir la totalidad del espectro de audio sin necesidad de un bloque subwoofer adicional. Completan la dotación de altavoces de la nueva referencia absoluta de Wilson Audio un tweeter y un altavoz de medios de emisión posterior, específicamente diseñados para emitir hacia el techo de la sala –el tweeter utiliza la misma cámara posterior que el antes citado Convergent Synergy Mark V- y optimizar de este modo la presentación espacial del sonido.

Materiales

Atención especial merece la compleja combinación de materiales empleada en los diferentes recintos, en la que se utilizan las versiones más avanzadas de los exclusivos materiales compuestos “X”, “S” y “W” de Wilson Audio en las combinaciones requeridas para optimizar parámetros como la velocidad de respuesta, la resolución o el control de las resonancias de cada segmento del espectro de audio. Por su parte, la superestructura que alberga el grueso del “Master Chronosonic Adjustable Array” está fabricada en aluminio de grado aeroespacial, un material que ha sido elegido para esta aplicación como consecuencia de su elevado módulo de elasticidad. Otros detalles relevantes de la arquitectura de la WAMM Master Chronosonic son la ligera inclinación -6’5 grados- del panel que soporta los altavoces de graves y, en especial, uno de sus elementos más genuinamente únicos: la disposición de las resistencias intercambiables del filtro divisor de frecuencias en disipadores térmicos hechos a medida y la elegante gestión de los diferentes cables, basada en tensores giratorios utilizados por vez primera en Wilson Audio con el fin de reducir los efectos perversos de la magnetostricción.

Ya para finalizar, señalemos que la WAMM Master Chronosonic utiliza una configuración bass-reflex de 4 vías y 9 altavoces (7 frontales y 2 posteriores). Su respuesta en frecuencia abarca desde 20 hasta 33.000 Hz, mientras que su sensibilidad es de 90 dB/W/m y su impedancia nominal 3 ohmios (mínima de 1’77 ohmios).

Más información: Sarte Audio Elite

www.sarte-audio.com



Tp-link neffos c5

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR