Menú principal
conversor_dac_musical_fidelity
Análisis

Conversor DAC Musical Fidelity M1SDAC

Por Manel Segarra

Este DAC de tamaño compacto incluye entrada a través de Bluetooth y tiene una salida de auriculares de máxima calidad, pero lo mejor de todo es que podemos usarlo también como preamplificador. Es decir, tres no, el M1SDAC es un auténtico cuatro en uno (DAC, streamer, amplificador de auriculares y preamplificador)

En este banco de pruebas vamos a analizar un DAC con vocación de convertirse en el centro de un sistema de audio completo. Pero sobretodo, pretende ser el vehículo catalizador de la música que pueda proceder de cualquier fuente, incluido un dispositivo móvil con conectividad Bluetooth.

El M1SDAC se convertirá en un aparato imprescindible para ver un concierto en una tablet o smart-TV y escucharlo a través de un equipo de Alta Fidelidad del máximo nivel. En su mínima configuración tan solo necesitaremos añadir una etapa de potencia y unos altavoces. Pero vamos a ir por partes y vamos a explorar a fondo las posibilidades de esta polivalente electrónica. Para ello vamos a asociarlo, primero, a un económico lector NAD C 515BEE, a un elitista amplificador integrado Densen B-175 y a unas columnas Sigma Acoustics T-11. Empezaremos con la Big Band de Christian McBride en su disco “Good Feeling” (2.011). Se trata de una música compleja con multitud de instrumentos acústicos, entre los que destacan los siempre comprometidos metales. Si algo tiene el Densen es que no perdona, es uno de los mejores amplificadores del mundo por debajo de los 10.000 euros, y en esta ocasión lo he elegido por su gran capacidad de transmitir de forma quirúrgica hasta el más mínimo detalle de la grabación. El M1SDAC está trabajando a partir de la entrada coaxial, saltándose el convertidor del reproductor del CD, bastante más básico.

Efectivamente, el Musical Fidelity construye la señal analógica con una perfección que va más allá del remuestreo a 192 kHz. La separación de instrumentos y expresión de todo tipo de matices es increíble. Podríamos decir que estamos escuchando música en ultra alta definición. Expresado de otra forma, hemos convertido un modesto reproductor de CD en una fuente High End de altos vuelos. Quizá la única crítica sea una ligera falta de peso en los graves, aunque esto se convierte en virtud cuando escuchamos el limpísimo contrabajo acústico de McBride. Vamos, ahora, a emplear mi Galaxy S4 para reporducir un vídeo de Manu Katche en “Third Round” conectando esta vez mis auriculares Sennheiser HD650. Increiblemente, el famoso velo de los alemanes desaparece dotándolos de una transparencia muy meritoria. La conexión a través de Bluetooth, que no precisa configuración, sorprende hasta el punto de hacernos olvidar que estamos prescindiendo de un cable.

Se conserva perfectamente la profundidad de la escena y la sensación de aire alrededor de los instrumentos aunque la nitidez disminuye. Por último, poca cosa podemos decir de su impecable funcionamiento como preamplificador, salvo que el tacto del dial central podría ser mejor y más suave teniendo en cuenta el alto nivel alcanzado por el M1SDAC en todos los demás apartados.

conversor_dac_musical_fidelity_3

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Análisis a fondo

La gran virtud del M1SDAC es su completa conectividad. La conexión por USB es la única un poco complicada al ser necesario instalar los drivers con un cd de configuración que proporciona Musical Fidelity. En cambio la asociación con Bluetooth desde un smartphone o tablet es fácil e inmediata. Eso sí, es necesario conectar la antena con soporte magnético. Al disponer, además de las entradas ópticas y coaxiales, dos entradas de línea RCA, podemos llegar a conectar al Musical Fidelity más de seis fuentes de sonido incluyendo un reproductor de Blu-ray, un televisor, un ordenador, tablets, teléfonos… Por si fuera poco, puede llegar a convertir nuestro viejo reproductor de CD en un aparato renovado como si hubiéramos adquirido un lector del más puro High End. Si a ello el sumamos la conectividad de salida, podemos concluir que económicamente el M1SDAC es muy ventajoso al sustituir a varios componentes que, sumados, costarían muchísimo más.

conversor_dac_musical_fidelity_back

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Características

DAC

32 BIT DELTA SIGMA

– RESPUESTA:

-3db 2Hz a 90kHz

– jitter:

< 12 picosegundos

– entradas:

RCA (2), coaxial (2), óptica, USB, XRL digital, Bluetooth APTX v2.1.

– salidas: RCA, óptica, coaxial, auriculares

– OTROS:

mando a distancia y dial rotativo multifunción.

 



Tp-link neffos c5

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR